sábado, 25 de noviembre de 2017

enseñanza secreta de los pleyadianos capitulo 14

En este universo hay quienes aún tienen que descubrir las emociones humanas. Cuando visitas las antiguas
ierras del planeta y observas las creaciones de otras épocas y lugares, puedes sentir las frecuencias y las
vibraciones inherentes al lugar.
Sabes que ahí hay claves y sabes que hay un mensaje, que hay algo
encerrado ahí dentro que existió una vez y que volverá a aflorar. De la misma manera, los seres humanos
ienen algo escondido en su interior que es muy valioso para la evolución del universo. Nos referimos a esta
nformación como los códigos y números maestros: las fórmulas geométricas de la luz que son integrales en la
ecreación y la producción de formas de vida en todo el universo.
Los seres humanos han sido ocultados, escondidos y olvidados en las antigüedades del tiempo desde que el
ADN fue reestructurado, porque en el pasado distante de las crónicas del tiempo la especie estaba viva y
vibraba de otra manera. Esa época ha sido olvidada y archivada por algunos. Como ya hemos dicho, habéis
estado en cuarentena, es como si hubierais estado en el calabozo del tiempo por un período tan largo que, al
legar las nuevas eras, hubiesen olvidado que estabais ahí.
Sin embargo, hay quienes no han olvidado. 



Os han enviado en una misión para cambiar todo esto: para
hacer regresar el recuerdo y para
volver a colocar el valor de la existencia humana en la delantera de la
creación.
Se os necesita porque tenéis algo que otras especies desconocen: las emociones. Y mientras vo
sotros necesitáis trabajar juntos para que todos vuestros «yoes» formen una totalidad y una riqueza de
existencia multidimensional, hay quienes luchan por colocar al universo en una nueva octava: un paso adelante
en la creación de un nuevo territorio.



Los Guardianes del Tiempo saben que la información está encerrada, y habéis sido hallados; habéis sido
seleccionados para llevarla a la luz. Hemos avanzado (o retrocedido desde nuestro período de tiempo) para
asistir a aquellos de vosotros que estáis en la misión de liberar los anales del ADN humano. Estamos aquí para
ayudaros a reordenarlo dentro de vuestro propio ser y, luego, formar parte de la Biblioteca Viviente.
Como ya hemos mencionado, lo que está ocurriendo en la Tierra tendrá efectos en muchos sitios. En estos
momentos está llegando energía para corregir la dirección de ciertas fuerzas universales con el fin de
alinearlas y producir en este universo una consciencia simultánea de su identidad. Lo que la Tierra contiene es
un secreto encerrado de las crónicas del tiempo, y todo esto tiene que ver con las emociones. En este don de
a emoción existe una gran riqueza; existe una increíble capacidad de trascender distintas realidades y de
moverse a través de diferentes estados de consciencia y de experimentarlos. La emoción permite que ciertas
energías se unan, se fusionen, y se reúnan en la consciencia de sí mismas. Sin las emociones, la fusión sería
mposible.